Cómo ponerte en forma después de las vacaciones, por Susana Dakidissa

Una serie de consejos muy interesantes para no perder la línea

Es muy habitual que los días de después de las vacaciones sean días de lamentos. Y no solamente porque tienes que volver a estudiar o al trabajo, sino porque te has dado cuenta que has comido de más y que es hora de ir revirtiendo esa situación. Sigue los consejos de Susana Dakidissa y podrás conseguirlo.


dakidissa1

¿Por qué engordas en las vacaciones?

Aunque es habitual que antes del comienzo de las vacaciones de verano muchas personas comiencen la llamada «operación bikini», lo más normal es que durante este tiempo se suba algo de peso. Los motivos son más que evidentes: si antes practicabas ejercicio físico con normalidad, con la llegada de las vacaciones se suele perder este hábito. Si seguías una dieta equilibrada, durante las vacaciones es más normal comer otro tipo de productos y alimentos (snacks salados, helados, bocadillos, sándwiches, refrescos, bollería y otros indeseables).

La realidad es que son muchas las personas que en verano, especialmente cuando pasan largos ratos en la playa o en la piscina (e incluso porque se van de vacaciones fuera de casa), suelen descuidar lo que comen, sobre todo porque no disponen del tiempo que necesitarían para hacer recetas más sanas y saludables. Pero esto se puede cambiar si sigues mis consejos.

Consejos para recuperar el peso tras el verano

  • Es muy importante hacer ejercicio. No hace falta que te apuntes a un gimnasio pero sal a correr, nada o da paseos largos y a buen ritmo, o haz mis vídeos que ya sabes que en mi canal hay muchos, tanto de cardio como de tonificación. Y ambas cosas son necesarias ahora: cardio para ir quemando calorías y bajando la grasa y tonificación para ir tonificando y endureciendo el cuerpo,
  • Lleva una vida activa. Ir al trabajo o a comprar caminando, salir a caminar, realizar algún deporte, bailar… Cualquiera de estas actividades que requieren movimiento te resultarán beneficiosas.
  • No te saltes ninguna comida, es importantísimo. Si no llegarás con el doble de hambre a la siguiente o habrás tenido que comer entre horas y normalmente cuando comemos entre horas son cosas con muchas calorías. Haz 5 comidas al día: desayuno, almuerzo de media mañana, comida, merienda y cena.
  • Bebe como mínimo 2 litros de agua al día y aprovecha la época del año para tomar ricos zumos de frutas naturales (no les añadas azúcar). Bebe té e infusiones, incluso frías, que también es muy saludable y ayudan para adelgazar y a eliminar toxinas acumuladas.
  • Escoge siempre alimentos frescos y sanos como, frutas y verduras, legumbres, cereales integrales… Y cocina de manera sana, a la plancha, hervido, al vapor, al horno, etc. Reduce al máximo los fritos, rebozados y salsas y también los alimentos precocinados, la fast food, alcohol, grasas animales, bollería, snacks salados y toda esta gama de alimentos.
  • Trata de reducir al máximo el consumo de harinas blancas, sobre todo del pan, lo que tomes que sea integral.
  • Aprovecha que aún hace calor para hacerte batidos de frutas y verduras fríos y ensaladas que apetecen mucho ahora.
  • Los queso y lácteos no desnatados apártalos para otro momento. En cambio, es bueno que tengas yogures desnatados a mano para picar entre horas.
  • Fruta, fruta y más fruta. Entre horas, de postre e incluso para cenar tres días a la semana. Obtendrás vitaminas, fibra y pocas calorías. Incluso un día a la semana puedes tomar solo fruta para ayudar a depurar el cuerpo.
  • El desayuno es una de las comidas más importantes. Por eso, después del verano, hay que volver a darle la importancia que tiene. Empezar el día con cereales, fruta y lácteos, es empezarlo bien. Y acaba el día bien, cena verduras y proteínas, no cenes hidratos de carbono.
  • Haz la compra con el estómago lleno y con una lista en la mano. De esta forma, evitarás comprar alimentos poco adecuados, que una vez en casa, serán tentaciones que al final nos ganarán. También es común que si compras con hambre, compres porciones más grandes, alimentos poco saludables o comida rápida.
  • No pretendas perder peso demasiado rápido. Márcate objetivos realistas. Lo normal es perder entre 0.5 y 1.5 kg por semana, aunque depende de cada persona el perder más o menos rápido. Lo importante es comenzar una dieta sana y equilibrada y adquirir unos buenos hábitos alimentarios. No sigas una dieta milagro, pues la gran mayoría prometen pérdidas de peso muy rápidas pero de una forma poco equilibrada.

dakidissa 1

¡Esperamos que hayas podido disfrutar de estos geniales consejos que te ha dado Susana Dakidissa! Mientras tanto, puedes también leer algunas otras columnas suyas, tales como esta que te ayudará a afinar la cintura o esta donde te recomienda cómo trabajar para tonificar los músculos. ¡No te lo pierdas!




Ningun Comentario

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Loading Facebook Comments ...
Comenta en a Perder Peso - Remedios, trucos y consejos para adelgazar

Avisarme cuando haya nuevos comentarios!

Comenta en Google+