Adelgazar para vivir más

Gana 10 años de vida bajando de peso

¿Te gustaría ganar 10 años más de vida? La obesidad no es una enfermedad que produzca sólo problemas estéticos o en la calidad de vida de las personas. Los efectos que el exceso de peso tiene en el organismo son múltiples y algunos de ellos, generalmente no sabemos que se deben al sobrepeso. Los cambios metabólicos que provoca el exceso de peso son muchos.


bascula

Los pacientes obesos pueden sufrir alteraciones hormonales diversas, problemas cardiovasculares, resistencia a la insulina, diabetes tipo II, problemas en los huesos como la osteoporosis o artrosis, artritis, entre otros. Todas estas enfermedades asociadas provocan una disminución de la expectativa de vida. Las dietas mal balanceadas ricas en grasas, especialmente grasas animales, provocan un aumento del tejido graso en diferentes áreas del organismo. Lentamente, todo el cuerpo va recubriéndose con grasa, por lo que el sistema circulatorio se ve gravemente afectado.

El corazón, las venas y arterias son más exigidas para poder responder a la mayor demanda de irrigación sanguínea. La sobreexigencia al sistema circulatorio da como resultado la aparición de diferentes afecciones. La hipertensión arterial y los infartos son dos de las más comunes. El sistema respiratorio también se ve afectado por el tejido adiposo que comienza a instalarse por todas partes. La garganta puede verse afectada y cuando la grasa comienza a depositarse allí, aparecen ronquidos y apneas del sueño.

En ambos casos, la vida social y laboral del paciente se ve afectada, ya que ambas afecciones impiden un buen descanso. El paciente obeso que las padece comienza a tener problemas de concentración, falta de energía, mala memoria, cansancio extremo, puede quedarse dormido durante el día, entre otros problemas. Pero además, la falta de sueño se vincula con un aumento del mal humor, la irritabilidad y el nerviosismo. Los trastornos hormonales son muy frecuentes entre las personas con exceso de peso. Uno de los problemas más comunes es la resistencia a la insulina pero no es el único, también pueden darse otras alteraciones como mal funcionamiento de la glándula tiroides y disminución de las hormonas del crecimiento en niños y adolescentes, entre otros.

El exceso de peso genera una gran presión sobre las articulaciones y huesos, provocando un desgaste muy superior al normal. Por esta razón las afecciones como gota, artrosis, osteoporosis, entre otras, son muy comunes entre los pacientes que padecen obesidad. Un estudio publicado por la prestigiada revista de Medicina de Nueva Inglaterra (NEJM por sus siglas en ingles) ha demostrado que las personas que padecen de obesidad severa – Con un Índice de Masa Corporal mayor a 45 – viven hasta 20 años menos que las personas que no padecen exceso de peso.

Según el departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos (HHS por sus siglas en ingles), el estimado de años de vida perdidos como resultado del sobrepeso y la obesidad puede ser hasta de 20 años. También, otros investigadores estiman que la obesidad causa cerca de 300,000 muertes en los Estados Unidos anualmente. La mayoría de los trastornos metabólicos comienzan a desaparecer cuando el paciente disminuye su peso corporal. Es muy importante que si Usted tiene exceso de peso comience a tomar medidas para recuperar su salud. El primer paso para poder vencer al sobrepeso y la obesidad es entender que es una enfermedad y como tal tiene que ser tratada.

Colaborador invitado: Dr. Héctor Bernal
www.adios-obesidad.com

Sobre el Autor: Hector Bernal es Médico Cirujano especialista en cirugía metabólica y de obesidad. Profesor titular en la Escuela de Medicina de la Universidad Autónoma de Chihuahua en Chihuahua México.




Un comentario

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Loading Facebook Comments ...
Comenta en a Perder Peso - Remedios, trucos y consejos para adelgazar
2011-05-08 22:15:26

Hipertension y Ronquidos: Relación y tratamiento.

Los trastornos respiratorios del sueño (TRS) que incluyen ronquido, síndrome de resistencia de la vía aérea y el síndrome de apnea obstructiva del sueño (SAOS) ha sido una enfermedad típicamente neumológica, olvidada en muchas ocasiones por el médico general y el cardiólogo. La prevalencia de los TRS es muy elevada: Ronquido 40% de la población mayor de 40 años, y SAOS 5% en la población > 40 años y aumenta a medida que se incrementa la edad del paciente (el 10% en la población > 65 años). Los TRS se caracterizan por episodios recurrentes de cese del flujo aéreo respiratorio provocado por el colapso inspiratorio total (apnea) o parcial (hipopnea) de la vía aérea superior durante el sueño, con el consiguiente descenso de la saturación sanguínea de oxígeno (Stradling JR, Davies RL. Obstructive sleep apnoea/hypopnoea syndrome: definitions, epidemiology, and natural history. Thorax.2004;59:73-88). Los trastornos respiratorios durante el sueño (TRS) se han observado en el 36% de los pacientes con Hipertension Arterial (HTA) esencial y en pacientes con síndrome de apnea obstructiva del sueño (SAOS) se estima en torno al 50% (Hoffman M, Bybee K, Accurso V, Somers VK. Sleep apnea and hypertension. Minerva Med. 2004;95:281-90). Martinez Garcia 2006 encontró que el Índice de Apnea e Hipopnea (IAH) se mostró como el factor predictivo independiente más importante de las cifras de presión arterial. Finalmente, en el trabajo publicado en 2011 en Circulation, el accidente cardiovascular se asoció con el empeoramiento de trastornos respiratorios del sueño después de 5 años, lo que pone de manifiesto la importancia de diagnosticar y tratar los trastornos respiratorios.

En un artículo publicado por la European Respiratory Society en Diciembre de 2010 (Outcomes of OSA and indications for different therapies P. Lévy, J-L. Pépin; 2011 European Respiratory Society), se resaltó las consecuencias de los trastornos respiratorios como los ronquidos sobre la salud: hipertensión, problemas cardiovasculares, diabetes y se propusieron las alternativas efectivas y reales de tratamiento que incluyen mascarilla de presión CPAP, Dispositivos de avance mandibular DAM y Cirugía. El Dispositivo de Avance Mandibular DAM es el tratamiento de elección para el Ronquido, el Síndrome de Resistencia de la Vía Aérea y la Apnea Leve a Moderada y como alternativa al CPAP en apneas severas, convirtiendo al dispositivo DAM en una alternativa más atractiva (Position paper on the use of mandibular advancement devices in adults with sleep-related breathing disorders Sleep Breath (2007) 11:125–126). El tratamiento con DAM para la apnea obstructiva del sueño durante más de 4 semanas da lugar a una reducción de la presión arterial, similar a la reportada con la terapia de CPAP presión positiva continua de las vías respiratorias. (Gotsopoulos H, Kelly JJ, Cistulli PA. Oral appliance therapy reduces blood pressure in obstructive sleep apnea: a randomized controlled trial. Sleep 2004; 27: 934–941). Los investigadores Durán-Cantolla J, Barbé F. han demostrado que el tratamiento de los TRS produce una reducción significativa en la de la presión arterial. (Durán-Cantolla J, Barbé F. Continuous positive airway pressure (CPAP) as a treatment for systemic hypertension in subjects with obstructive sleep apnoea: a randomised, controlled trial. British Medical Journal. 2010). El tratamiento de la apnea (SAOS) reduce significativamente la frecuencia de hipertensión y la hipertensión enmascarada (Hypertension, 2011, 57).

Un equipo Español de Especialistas en Ortodoncia, encabezado por el Dr. Pedro Mayoral, ha desarrollado un dispositivo de avance mandibular especial que mejora la respiración durante la noche, ya que evita el bloqueo de las vías respiratorias y, por tanto, el ronquido, además de la apnea del sueño. Tras 10 años de investigación ha patentado el dispositivo de avance mandibular en España bajo el nombre de Lirón, tratamiento para el problema del ronquido hasta su total desaparición. Este dispositivo está avalado por el Hospital Ruber Internacional, el Instituto de Investigación del Sueño (IIS), la Fundación Jiménez Díaz, European Academy of Dental Sleep Medicine y la American Academy of Dental Sleep Medicine. El Lirón es un dispositivo de avance mandibular, intraoral y de fácil adaptación con resultados muy positivos tanto en la adaptación por parte de los pacientes como en la efectividad clínica. Lirón no solo soluciona el problema de los ronquidos sino que proporciona un descanso de calidad que va a evitar las consecuencias perjudiciales derivadas de los trastornos respiratorios del sueño.

Me gusta: Thumb up 1 Thumb down 0

 

Avisarme cuando haya nuevos comentarios!

Comenta en Google+